Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Fútbol

Muriqi espera que se solucionen unos flecos para viajar a la isla

La cláusula de opción de compra obligatoria de trece millones que pretende fijar la Lazio en la cesión del delantero impide al Mallorca anunciar el fichaje

Muriqi celebra un gol. Lazio.

El Mallorca y la Lazio de Roma no hicieron oficial ayer la cesión del delantero Vedat Muriqi hasta final de temporada porque quedan algunos flecos por resolver. La entidad italiana pretendía fijar en el contrato de préstamo una cláusula de compra obligatoria de trece millones de euros, una cantidad fuera del alcance del club bermellón. Sin embargo, algunos medios italianos apuntaba que los romanos darían su brazo a torcer, aunque el coste de la cesión se elevaría hasta el millón de euros, más el salario del ariete hasta junio, que sería de otro millón. En Son Moix esperan que este viernes se resuelva el asunto y que el kosovar, que ayer se ejercitó con el Lazio en doble sesión, viaje a la isla para pasar el reconocimiento médico y firmar.

El jugador, de 1,94 de estatura y que destaca por su presencia en el área, ha militado la última temporada y media en la Lazio. Aterrizó en Italia en el verano de 2020, después de que el club romano pagara la nada despreciable cifra de 20 millones de euros al Fenerbahçe por su traspaso. Su gran rendimiento en el conjunto turco durante la temporada 2019/20, en la que anotó 17 goles, encandiló a varios equipos de las principales ligas europeas, pero fue la Lazio quien pujó más fuerte por él.

Sin embargo, desde su llegada a Italia, Muriqi no ha vuelto a ese nivel. Siempre a la sombra del goleador Ciro Immobile, quien atesora 17 tantos en la Serie A esta temporada, nunca ha sido capaz de hacerse con la titularidad en el equipo que regenta Maurizio Sarri. El delantero centro zurdo solo disputó 817 minutos el pasado curso con la elástica del conjunto italiano, anotando un solo tanto en Liga y otro en Copa. Esta temporada su bagaje es si cabe todavía peor: 207 minutos en la competición regular, 107 en la Europa League y 71 en la Copa, datos que adereza con una asistencia y ni un solo tanto.

Compartir el artículo

stats