Suscríbete Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Serra de Tramuntana

La polarizada visión de los alcaldes sobre la Ley de la Serra: ¿"chapuza" o "instrumento necesario"?

Los municipios gobernados por la izquierda, como Deià y Esporles, valoran la iniciativa legislativa y consideran que era un «instrumento necesario» / Dirigentes ‘populares’ lamentan la falta de participación en el proyecto legislativo

La Ley de la Serra de Tramuntana aumenta la protección en más de 5.700 hectáreas Joan Mora

La propuesta de nueva Ley de la Serra de Tramuntana, presentada esta semana por el Consell de Mallorca, ha sido recibida con diversidad de opiniones entre los alcaldes de la comarca. Los dirigentes populares critican que no se les haya dado la oportunidad de participar en el proceso de elaboración, mientras que municipios gobernados por la izquierda ponen el acento en el incremento de la protección del suelo, en más de 5.700 hectáreas.

El más crítico fue el alcalde accidental de Sóller, Carlos Darder, quien calificó la futura ley de «nueva chapuza a la vista». «No solucionará nada, no ayudará en nada y solo servirá para complicar aún más la vida de la gente que vive y trabaja en los pueblos de la Serra», se lamentó.

«No solucionará nada, no ayudará en nada y solo servirá para complicar aún más la vida de la gente que vive y trabaja en los pueblos de la Serra»

Carlos Darder - Alcalde accidental de Sóller

decoration

Darder puso de manifiesto la «nula participación» que han tenido los consistorios de la Serra en la elaboración del texto y por eso señaló que el ayuntamiento ha remitido un escrito a la presidenta del Consell, Catalina Cladera, exigiendo de forma urgente la convocatoria de una Mesa de Alcaldes de la Serra para abordar la propuesta de ley y que sea remitido una copia a todos los ayuntamientos afectados. 

El alcalde accidental calificó de «falta de respeto» que ha tenido el Consell con los ayuntamientos y un «insulto» hacia estos estamentos, de los que recordó son «la institución más próxima al ciudadano y a los problemas reales de la gente». El alcalde de Alaró aseguró que es una pena que se haya presentado antes de negociarla. «Es una ley que no se ha negociado, aún no hemos podido analizar el alcance de la normativa», manifestó Llorenç Perelló.

Desde Selva, su alcalde, Joan Rotger (PP), celebró que la propuesta de ley con la ampliación de 5.700 hectáreas recoja una reivindicación histórica que es que los núcleos de población de Selva, Caimari, Moscari, Biniamar y Binibona pasen a formar de la Serra, sobre todo, para recibir ayudas y emprender acciones en los municipios. Eso sí, se mostró crítico con las formas y tachó de falta de lealtad el hecho de que el Consell la presentará en sociedad sin haberla remitido antes a los alcaldes y alcaldesas que participaron en la propuesta.

Alcalde de Deià

En Deià, su alcalde, Lluís Apesteguia (Agrupació DEIA), valoró la ley como un «instrumento necesario», que pone temas «encima de la mesa que van por el buen camino», algunos de los cuales, dijo, fueron sugerencias de los ayuntamientos. Con todo, consideró que «no aborda una cuestión clave». «La declaración de la Serra es como paisaje cultural, por la interrelación entre el hombre y el paisaje. No se entiende la Serra sin ser un territorio vivido y ahí tenemos graves retos que hace falta afrontar, como la presión humana, la gentrificación ligada a la especulación, los problemas de movilidad y los de monocultivo económico», apuntó Apesteguia. El alcalde deianenc consideró clave que «las personas de la Serra puedan desarrollar su proyecto de vida porque, si no, será un paisaje humanamente muerto, será otra cosa». 

"No se entiende la Serra sin ser un territorio vivido y ahí tenemos graves retos que hace falta afrontar, como la presión humana, la gentrificación ligada a la especulación"

Lluís Apesteguia - Alcalde de Deià

decoration

En Esporles, la alcaldesa Maria Ramon tiene claro que ahora lo que toca es analizar la propuesta de ley detenidamente para poder presentar en la reunión de alcaldes y alcaldesas de la Serra del próximo 13 de diciembre las propuestas que supongan «una mejora de este texto que prevé ser una hoja de ruta para preservar, dinamizar y proteger la Serra». La primera edil esporlerina defiende que lo importante de la normativa es que se dé valor a la pedra en sec, a los olivares y en definitiva a aquellos elementos que caracterizan la Serra y que la hizo merecedora de ser declarada Patrimonio de la Humanidad.

Compartir el artículo

stats