Las playas de Can Pere Antoni, Ciutat Jardí y Cala Major se han señalizado con bandera roja, después de que las lluvias de este viernes hayan provocado el vertido de aguas mixtas en estas zonas.

Según ha informado el Ayuntamiento de Palma, permanecerán cerradas al baño hasta que los análisis de las muestras de agua indiquen que son aptas para el mismo.

Asimismo, desde Cort han recordado que siguen avanzando las obras de construcción del colector y del depósito de tormentas, que evitarán estos vertidos.

El tiempo del fin de semana en Mallorca: Posibilidad de lluvias localmente fuertes el viernes por la tarde Duncan Wingen