Los trabajadores de las lavanderías y tintorerías de Baleares, representados por los sindicatos UGT y CCOO, han firmado con la patronal el convenio colectivo que regirá el sector hasta el 31 de marzo de 2027.

Este acuerdo, que será ratificado para su posterior publicación en el Boletín Oficial de Baleares (BOIB), se alcanzó el pasado 31 de julio en el Tribunal de Arbitraje y Mediación de las Islas (Tamib), implicando tal hecho la desconvocatoria de la huelga indefinida que tenían prevista los trabajadores a partir del 1 de agosto.

Según informaron fuentes de los sindicatos a Europa Press, el acuerdo recoge diversas mejoras como que los trabajadores de todas las empresas de más de 25 trabajadores tendrán dos días libres semanales --salvo pacto contrario individual o colectivo-- o que el salario base, desde julio de este año hasta abril de 2024, será de 1.200 euros mensuales, más 50 euros de plus por asistencia para las categorías profesionales más bajas --auxiliares de servicios, administrativos y de mantenimiento--.

El convenio, de entrada en vigor desde el pasado 1 de abril hasta 31 de marzo de 2027, también contempla que los sueldos aumentarán progresivamente, hasta los 1.300 euros en 2024, 1.352 en 2025 y 1.386 en 2026. Por otra parte, las empresas que paguen pluses de función se comprometen a que no serán absorbidos con el acuerdo salarial firmado, algo que se redactará en una disposición adicional.

Con respecto a los días libres, que era otro de los puntos de discordia entre sindicatos y patronal, se admite la reclamación de los dos días ininterrumpidos semanales en las empresas de más de 25 trabajadores y en las de menos de un día y medio.

Sin embargo, esta mejora se aplicará a partir del 1 de abril de 2024, mientras tanto se mantiene un descanso ininterrumpido de un día y medio, salvo que en las empresas tuvieran "consolidado un descanso diferente".

En cuanto al descanso diario de los trabajadores, en jornadas laborales superiores a cinco horas, corresponderá 30 minutos de asueto -15 minutos a cargo de la empresa y 15 a cargo del trabajador que deberá recuperar posteriormente durante la jornada-. Donde ya existieran los 30 minutos de descanso a cargo de la empresa, se mantendrá la "condición más beneficiosa a las personas trabajadoras".

"Al final no se ha conseguido todo lo que quería CCOO porque en una negociación siempre hay que ceder en algo, pero sí que es verdad que en lo importante, en las líneas rojas que se han puesto, más o menos se han satisfecho las demandas de los trabajadores", manifestaron desde CCOO Hábitat Baleares.

Además, los sindicatos agradecieron la labor que hizo el Tamib porque, según indicaron, días antes del inicio de la huelga "no tenían ninguna propuesta y estaban convencidos de anunciar el inicio de la huelga indefinida, pero la entidad mediadora ha insistido en mantener el diálogo con propuestas y más propuestas".

Por su parte, el conseller de Empresa, Empleo y Energía, Alejandro Sáenz de San Pedro, trasladó su "enhorabuena" a los agentes sociales y al Tamib, y señaló que el "diálogo entre patronales y sindicatos es el camino".