Suscríbete Diario de Mallorca

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

BOULEVARD

La hija de Ronaldo estuvo ingresada en Palma una semana por bronquios

Está claro que el cirujano cardiaco Oriol Bonnín se merece una biografía, y quién mejor para escribirla que Pep Pomar, gerente de Son Espases

El Manchester United dudó de la versión de Cristiano Ronaldo para prolongar su estancia en Bunyola por la enfermedad de su hija.

Recuerde dónde leyó antes que «Sa Fortalesa de Pollença apunta hacia Noruega», nuestro titular del pasado 27 de marzo. El resto es historia, incluidas las accidentadas vacaciones de Cristiano Ronaldo, Georgina y sus cinco hijos en Bunyola. Ahora hemos sabido que la carísima estancia en una finca de Sa Coma en junio está en la raíz de la ruptura definitiva del astro portugués con el Manchester United. Todo ello a partir del dato de que Bella Esmeralda, la hija de dos meses del delantero, estuvo ingresada durante una semana en una clínica palmesana. Sufrió una afección bronquial. Al parecer, la bronquiolitis ataca desde tiempo atrás.

Debemos la revelación sobre la salud de la familia Ronaldo a uno de los más perspicaces y polémicos periodistas del planeta. Piers Morgan es como un astro televisivo español, más un cerebro. En su entrevista a tumba abierta, el futbolista se sinceró sobre el papel crucial de sus intensas vacaciones mallorquinas, que comportaron asimismo el siniestro de su Bugatti . Bella es la superviviente de los gemelos que esperaba la pareja, el exmadridista asegura que le habla continuamente a su hijo fallecido en abril. Durante la conversación, el ariete muestra un semblante cariacontecido al referirse a la enfermedad respiratoria de su hija en Mallorca, que retrasó su incorporación a la pretemporada del United.

Y aquí llega el giro en la historia o twist in the tale que apasiona a los novelistas ingleses. El club de Manchester duda de la versión de Cristiano para justificar su absentismo laboral. Compungida, la estrella del balón le señaló a Morgan que el United lo condenó al ostracismo del banquillo por su retraso en volver al trabajo, sin admitir la fuerza mayor de las razones que lo motivaron. De hecho, los enemigos del portugués han apuntado a que el astro se quedó en Mallorca remoloneando mientras su agente Jorge Mendes le buscaba un club alternativo.

Dados los millones en juego, a nadie podría extrañarle que los detectives privados acaben rastreando la pista de Ronaldo en Mallorca, para averiguar la naturaleza, duración y gravedad de las circunstancias que el propio afectado exhibe en su descargo. El percance sitúa de nuevo a la isla en el ojo del huracán del fútbol de élite. El hombre de confianza del oligarca Dmitri Rybolóvlev, propietario del Mónaco, convocó en la isla al todavía adolescente Kylian Mbappé, para comunicarle que se olvidara del Madrid porque su destino era el Paris Saint Germain de los qataríes.

En los puertos y restaurantes mas lujosos de Mallorca perdió también el Madrid a Samuel Etoo, que acabó fichando por el Barça de Joan Laporta, pese al desplazamiento a la isla de Butragueño y a las gestiones del magnate blanco. Saltando a Ibiza, también Messi disfrutaba de su habitual veraneo en la isla cuando su padre Jorge Messi le comunicó que el Barça no podía mantenerle las condiciones económicas, pavimentando así su traspaso de nuevo al tragaldabas PSG.

La compra de una enorme casa en Mallorca para derribarla y reconstruirla no puede desligarse del fichaje de Robert Lewandowski en Barcelona, a media hora de distancia en avión. Recuerden además que Gerard Piqué no culpa de su caída en desgracia a Laporta sino a Mateu Alemany, sin duda el político madridista más importante de la Mallorca contemporánea, implicado asimismo en el traspaso de Etoo como presidente mallorquinista y que avisó al club isleño de que una mansión era la mejor forma de amarrar al malogrado Braithwaite. Quién recuerda al danés, cuando tienes a mano a Muriqi.

El llamado Pacto para la Infancia en Protección o Pacto del Enjuague decreta la omertà sobre las menores mallorquinas mal tuteladas con fondos públicos. En lugar de destituir a los responsables, se acusa a quienes denunciaron los abusos sexuales sin ganar nada a cambio, porque «han involucionado más de veinte años su atención». Pensábamos que había que visibilizar. Todos los partidos integrados son unos farsantes, qué vergüenza que la única respuesta digna a esta maniobra de encubrimiento provenga de Vox

Me emociono con la lectura de la entrevista a Marga Prohens en Marie Claire, donde la futura presidenta o si no resalta que «soy una apasionada de la moda». También desvela un secreto de Estado, «mi abuela me cuenta que cuando era pequeña, hablé antes de tiempo». Los vicios de la infancia se intensifican con la edad. En fin, está claro que el cirujano cardiaco Oriol Bonnín se merece una biografía, y quién mejor para escribirla que Pep Pomar, gerente de Son Espases.

Reflexión dominical cuadrúpeda: «El columnista cocea con la mano».

Compartir el artículo

stats