Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Dos aterrizajes forzosos en un mismo día por motivos técnicos en el aeropuerto de Palma

Los dos aviones, de distintas compañías, tuvieron que regresar a Mallorca poco después de su despegue, aterrizando sin problemas

Aeropuerto de Palma

Los servicios de emergencia del aeropuerto de Palma tuvieron que movilizarse ayer tarde debido al aterrizaje forzoso que realizaron dos aviones distintos, en un corto periodo de tiempo. Por fortuna, no fue necesario la intervención de estos servicios de emergencia, porque ambos aviones pudieron aterrizar sin problemas y no hubo que lamentar ningún incidente grave.

Fuentes de Aena señalaron ayer que el primer incidente se produjo alrededor de las cuatro de la tarde de ayer. Un avión de pasajeros de la compañía Tui, que había despegado poco antes desde Mallorca con destino al aeropuerto de Amsterdam, en Holanda, tuvo que regresar a la isla. El comandante detectó problemas en el tren de aterrizaje del avión, por lo que decidió dar la vuelta. Avisó a la torre de control de Son Sant Joan para que se movilizaran todos los operativos necesarios ya que no tenía más remedio que realizar un aterrizaje forzoso. Desde el aeropuerto se avisó también a los bomberos de Palma ante la posibilidad de que tuvieran que intervenir, aunque al final no fue necesario. Los bomberos del aeropuerto también fueron alertados. El avión, con pasajeros a bordo, aterrizó sin mayores complicaciones, por lo que tampoco fue necesaria la actuación de los servicios de emergencia. Cuando se iba recuperando la normalidad, media hora más tarde del primer aviso se recibió una llamada de urgencia de otro avión. Se trataba de un aerotaxi de la compañía Emirates, que también había despegado de Son Sant Joan y se dirigía con 14 pasajeros en dirección al aeropuerto John Lennon, en Liverpool. Al parecer, el comandante comunicó que tenía que regresar porque se había detectado un incendio en el interior de la nave. Esta fue la información que se le facilitó también a los bomberos de Palma, que por segunda vez fueron requeridos ante una posible intervención.

El aerotaxi tampoco tuvo mayores problemas para aterrizar. Ni la tripulación, ni tampoco los pasajeros, resultaron ilesos, después de superar una situación complicada. El tráfico aéreo del aeropuerto no se vio afectado.

Compartir el artículo

stats