Suscríbete

Diario de Mallorca

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El tejido empresarial sigue por debajo de 2019 pese a la fuerte reactivación

Las islas siguen contabilizando menos tiendas, bares y restaurantes que antes de la pandemia

Los comercios abiertos siguen por debajo de las cifras de 2019 MANU MIELNIEZUK

La reactivación turística que las islas están registrando durante este año no está siendo suficiente como para que el tejido empresarial balear haya recuperado ya la musculatura que tenía antes de la pandemia, y sectores como el comercio minorista o la restauración siguen presentando un número de negocios de alta en el régimen general de la Seguridad Social inferior al que tenían en 2019, según los datos facilitados por el citado organismo.

Durante el pasado mes de junio se contabilizaron 46.688 altas empresariales en Balears, una cifra que mejora apreciablemente las 44.277 del mismo mes de 2021, pero que sigue sin alcanzar las 49.288 que había por esas mismas fechas en 2019.

Solo hay un sector que presenta cifras más elevadas que antes de la pandemia, y es la construcción, con 6.521 altas empresariales durante el pasado junio frente a las 6.476 del mismo mes de 2019.

Por contra, la industria baja de las 3.060 altas de hace tres años a las 2.790 actuales, y el sector primario de las 191 a las 174.

El recorte más notable, al ser también el sector que más duramente se vio golpeado por las restricciones que se fijaron, es el de los servicios, que ha bajado de las 39.528 altas de 2019 a las 37.202 del pasado junio, y es en este grupo en el que aparecen tanto el comercio minorista como los establecimientos de comidas y bebidas. La reducción en ambos casos es apreciable.

En el caso del comercio, en junio de 2019 había 7.127 empresas registradas, mientras que el mes pasado esa cifra se limitaba a 6.327, lo que refleja el impacto que la covid ha tenido sobre esta actividad, pese a la mejora que ya se percibe respecto a las 6.051 que había en 2021.

En cuanto a la restauración, frente a las 7.742 altas anteriores a la pandemia ahora solo aparecen 7.269. En 2021 había 6.870. Las diferencias no son tan notables como en el caso anterior, pero también son apreciables.

En cualquier caso, ambas actividades muestran que están en pleno proceso de recuperación, de ahí la importancia que ambos sectores dan a los resultados que consigan durante este verano.

También cabe señalar que en el caso del sector del alojamiento, de las 2.404 altas de 2019 se ha pasado este año a las 2.126, prueba del alcance que la pandemia ha tenido sobre los sectores empresariales de las islas más vinculados al turismo.

Compartir el artículo

stats